viernes, mayo 24, 2024
spot_img

Tras los reclamos de los abogados ambientalistas, detuvieron los trabajos no autorizados de dragado en la Hidrovía Paraná-Paraguay

Más Leídas

Lucas Micheloud, integrante de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas (AAAA) manifestó que tras los reclamos realizados ante los trabajos de dragado que se llevaban a cabo en la Hidrovía Paraná-Paraguay lograron detenerlos, dado que la empresa que tenía la concesión no estaba autorizada para hacerlo.

Lucas Micheloud- Santa María de las Misiones 


El letrado comentó que este lunes fueron notificados por el Ministerio de Transporte de la Nación que los trabajos de sobredragados fueron frenados. Esto se dio luego de la presentación de un pedido de acceso a la información pública ambiental, el pasado 11 de junio, ante los Ministerios de Transporte y Ambiente.

 

Hidrovía Paraná Paraguay

La AAAA logró detener el dragado que se realizaba como parte de las obras de la hidrovía Paraná Paraguay.

 

“Nuestro requerimiento estaba principalmente orientado a saber si esas tareas habían sido autorizadas por el Estado Nacional, si se realizaron estudios de impactos ambientales acumulativos, algún proceso de participación ciudadana, dado que el sobredragado representa un riesgo socioambiental muy importante”, comentó Micheloud sobre los requerimientos solicitados por la AAAA.

 

El abogado recordó, además, que un primer momento desde la cartera de Ambiente informaron que no contaban con la información requerida, sin embargo, notificaron de esto a la empresa belga Jan de Nul, quien poseía la concesión de la Hidrovía Paraná-Paraguay y quien confirmó que efectivamente estaba realizando tareas de sobredragado en el río.

 

A partir de esto, el Ministerio de Transporte emitió una nota a la Subsecretaria de Puertos para que remitan una orden -218- y que la empresa Jan de Nul detuviera los trabajos de dragado que venían realizando. A su vez se abrió una investigación interministerial para esclarecer las faltas realizadas para su posterior sanción.

 

Micheloud precisó además que todavía no hay información oficial acerca del daño ambiental que provocaron estos trabajos que se realizaron en el río “sin autorización”. No tenemos dudas que el impacto que esta actividad tiene en estas condiciones es muy fuerte”, sostuvo.

 

El letrado reconoció que la AAAA participó en la conformación del Consejo Federal de la Hidrovía, incluso mencionó que presentaron una propuesta, y realizaron los debidos cuestionamientos que consideran representa este tipo de actividades respecto a la desambientalización.

 

“Lo que proponemos concretamente es realizar una serie de medidas que tienen que ver con realizar una evaluación ambiental estratégica porque consideramos que hace más de 25 años que se realizan tareas de dragado y no se llevaron adelante ninguna tarea de contralor”, criticó el ambientalista.

 

A su vez, señaló que uno de los puntos más importantes de la propuesta que presentaron se basa en la necesidad de la realización de estudios acumulativos ambientales, así también como los procesos de participación ciudadana para la conformación de un Comité de Cuentas.

 

Bajante histórica de Río Paraná

 

Según el último reporte del Instituto Nacional del Agua ingresan 8.300 metro cúbicos por segundo, muy por debajo de los normal para un mes de junio.

 

Hidrovía Paraná Paraguay

 

Es alta la probabilidad de un agravamiento de la bajante en el río Paraná. Con la tendencia prevista, todo el tramo del río Paraná en territorio argentino alcanzaría niveles de similar orden a los registrados en el año más bajo de la historia registrada: 1944, afirma en un comunicado el Instituto Nacional del Agua.

 

Además, señala que “no se espera una mejora sensible en los próximos meses. El mes de julio será especialmente crítico, con afectación a todos los usos del recurso hídrico, especialmente la captación de agua fluvial para consumo urbano”.

 

“Toda la alta cuenca del río en Brasil continúa en condiciones de sequía extraordinaria. El escenario mantiene la gravedad de los más críticos registrados en la historia”, afirma el Instituto Nacional del Agua (INA).

 

En una entrevista anterior, Michelaoud expresó su preocupación por la histórica bajante del río Paraná, que según advirtió puede extenderse hasta el 2022 de acuerdo a lo que indican los especialistas. Tanto es así que para Micheloud esta bajante es la peor en más de cinco décadas.

 

Respecto a las soluciones de esta problemática, mencionó que no se puede poner por encima la reducción de los costos logísticos y la exportación por sobre la problemática del agua.

 

spot_img

Temas relacionados

spot_img

ULTIMAS NOTICIAS

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img