domingo, mayo 19, 2024
spot_img

Sin yuyos y de atención inmediata, qué tener en cuenta luego de sufrir las picaduras de insectos

Más Leídas

El clima y factores ambientales incrementan la incidencia de picaduras de insectos y ataques de algunas especies a humanos. En ese sentido, expertos entrevistados por Misiones Online brindaron recomendaciones para prevenir estos accidentes, y explican qué protocolo seguir en estos casos y porqué es importante acudir a un especialista.

 

La responsable del Departamento de Emergencias, del Hospital Escuela de Agudos “Dr. Ramón Madariaga”, Dra. Andrea Gallardo sostuvo que, aunque el número de urgencias registradas en el nosocomio en relación a la picadura de insectos disminuyó respecto al año pasado, es importante tomar precauciones como ser: la limpieza de los espacios y recurrir a los centros de salud, ante los constantes peligros que estos animales acarrean.

 

En ese sentido, relató que durante el primer trimestre del 2021 versus el mismo periodo del año pasado se ha visto una reducción significativa de estos incidentes, impulsado principalmente por el aislamiento preventivo y obligatorio dictado a raíz de la pandemia.

 

 

“Tuvimos 90 casos en el primer trimestre del año pasado contra 30 de este año y es producto de la pandemia que la gente no se mueve tanto como el año pasado cuando en el principio aún no estaba el aislamiento”.

 

Señaló que los accidentes más comunes son las picaduras de arañas y alacranes, pero es menos frecuente la de gusanos, rayas, palometas. Agregó que los ataques de serpientes también son bastante frecuentes.

 

Lee también: En Misiones con el calor aparecen más víboras, escorpiones y arañas: consejos para evitar picaduras

 

“Las arañas son ponzoñosas y la mayoría produce urticarias y lesiones en la piel por los pelitos que tienen en el abdomen principalmente (…) La picadura de loxosceles generalmente es urticariante, producen eczemas”.

 

Para el médico veterinario, Gabriel Acevedo, en la Provincia de Misiones, las áreas urbanas y peri-urbanas muchas veces pueden favorecer la aparición de distintas especies de insectos, arañas, alacranes y serpientes debido a la intervención del hombre en el ecosistema de estas.

 

 

“Para comenzar es importante comprender que los ambientes donde estas especies conviven en equilibrio son intervenidos constantemente por las personas, en consecuencia, la probabilidad de un encuentro con ellos aumenta. Además, estas intervenciones suelen acompañarse con la persecución de algunos animales que cumplen un rol fundamental en el control natural de la población de insectos y arácnidos”.

 

picaduras de insectos

En ese sentido, explicó que cuando se combinan estos dos factores: cambios en el ambiente que terminan siendo favorables para determinadas especies, como lo puede ser el patio de un domicilio con el pasto alto y con escombros o basura (lugares ideales para refugio y alimento) y la desaparición de predadores naturales, la consecuencia más probable es el aumento en la población de estos insectos o arácnidos. Las serpientes encuentran en estos sitios un lugar apropiado donde pueden abastecerse de refugio y alimento.

 

Consejos para prevenir las picaduras de insectos y otras especies

 

El especialista en medicina veterinaria sostuvo que la mejor forma de evitar un accidente es la prevención por ello recomendó:

 

  • Revisar y sacudir las prendas de vestir y calzado, especialmente si han quedado tiradas en el suelo o dejadas fuera.
  • Sacudir la ropa de cama antes de acostarse o acostar un bebe o niño.
  • Tener precaución cuando se examinan cajones o estantes.

 

Si conoce de la presencia de arañas/alacranes dentro del hogar o en zonas peridomiciliarias:

 

  • Utilizar rejillas adecuadas en desagües.
  • En puertas y ventanas puede utilizarse tejido mosquitero.
  • Revocar las paredes, reparar las grietas en pisos, paredes y techos
  • Realizar aseo cuidadoso y periódico de las viviendas y alrededores.
  • Efectuar control de la basura para reducir la cantidad de insectos que sirven de alimento a arañas y alacranes.
  • Mantener el pasto corto.
  • Revisar cuidadosamente la hojarasca y los escombros, para ello evitar juntarlos con las manos.
  • Conocer cuáles son las especies que favorecen un control natural y no matarlas, ya que, muchas son grandes consumidoras de insectos y arácnidos, como las comadrejas, las aves, algunas culebras o los lagartos ápodos (perseguidos por ser confundidos con serpientes).
  • “Si en algún momento se desea hacer un control químico (como fumigaciones), considerar que estos productos suelen ser altamente tóxicos para las mascotas y otros animales, asesorarse siempre antes de utilizarlos”, recomendó el veterinario.

 

¿Qué hacer ante una picadura?

 

 

Gallardo recordó que cuentan con los antídotos para atender a los pacientes que lo requieran según la patología.
“Con la experiencia uno va sabiendo si fue una araña, un alacrán. Lo ideal es que nos traigan la foto y que no se pongan nada, las personas se ponen dentrífugo, o si tienen una ampolla tocan, pero lo ideal es que no toquen es que no hagan esas cosas por la sobre infección que puede haber”, afirmó.

 

Si se tiene un accidente por alguna de las especies anteriormente nombradas es importante mantener la calma y seguir las siguientes recomendaciones:

 

  • Retirar los anillos, pulseras, collares, tobilleras, zapatos y todo elemento que pueda comprometer la circulación.
  • No realizar torniquetes.
  •  No realizar cortes ni cauterizaciones en la zona del cuerpo comprometida
  • No intentar succionar el veneno.
  • Evitar limpiar con cualquier tipo de sustancia o desinfectante como alcohol, yodo o vinagre.
  • No automedicarse
  • Se puede limpiar el área afectada con agua y jabón neutro, evitando la fricción del jabón sobre la piel, ya que esta maniobra promueve la circulación en la zona.
  • Concurrir de manera inmediata al centro de salud más cercano para ser atendidos por el personal médico, quienes son los únicos capacitados para poner en marcha un tratamiento acorde al accidente.
  • Mantener un monitoreo constante de la persona accidentada durante el traslado.
  • Puede ser de utilidad tomar una fotografía de la especie que causó el accidente, siempre y cuando esto no nos comprometa a sufrir otro accidente.

 

La enfermedad de Chagas, silenciosa y de alta peligrosidad

 

 

María Luisa Giménez, profesora de la cátedra de Chagas de la Fundación Barceló y parte del Consejo sobre Enfermedad de Chagas de la Sociedad Sudamericana de Cardiología advirtió los peligros de esta enfermedad que se produce a través de los insectos conocidos como “vinchucas” o “chinches” infectadas con el parásito Trypanosoma cruzi.

 

Según Giménez, la enfermedad se transmite cuando la persona se rasca sobre la picadura  y de esa manera introduce las heces del insecto infectado en la herida; así también pueden introducirse a través de las mucosas de los ojos o la boca, como en el caso de los recién nacidos.

 

La especialista explicó que esta tiene mayor incidenciaen la zona rural, en las viviendas precarias por las condiciones de hábitat de la Vinchuca., «Es una enfermedad de la pobreza, es silenciosa porque generalmente se adquiere en la niñez y ya en la adultez alrededor de los 43 años es donde se producen las complicaciones cardiológicas que son los efectos más grave de la enfermedad».

 

“Los problemas más graves son los cardiológicos, puede traer problemas digestivos, neurológicos, pero los más agresivos son los cardiológicos, la arritmias, la insuficiencia cardiaca y el tromboembolismo venoso».

 

Giménez señaló que la enfermedad de chagas produce muerte súbita. “Esta muerte súbita aparentemente se da en un individuo sano y normal, pero produce arritmia severa y otras complicaciones que se generan en el 30% de los infectados”.

 

Explicó que se detecta la enfermedad a través de un análisis de laboratorio y que tiene cura cuando se detecta en su etapa aguda, aunque en esta suele ser asintomática.

 

spot_img

Temas relacionados

spot_img

ULTIMAS NOTICIAS

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img