sábado, marzo 2, 2024
spot_img

Ola de calor en Misiones: “El cambio climático influye en que los fenómenos se presenten cada vez más intensos”

Más Leídas

El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) emitió nuevas alertas para este lunes debido a las altas temperaturas que se esperan en gran parte del territorio argentino. A pesar de que Misiones no es la provincia más afectada, se pronostica una semana de calor intenso seguida de un eventual alivio.


Las temperaturas extremas alcanzaron su punto máximo la semana pasada, rozando los 40°C en algunas zonas. Por ello, el SMN emitió alertas para al menos 20 provincias, advirtiendo a los ciudadanos sobre las severas condiciones climáticas que se avecinan.

El director de Alerta Temprana, Daniel Fernández Cata, explicó que la región está dominada por una masa de aire seco y caliente que mantendrá las temperaturas elevadas a lo largo de la semana. «Este patrón es típico de los veranos, exacerbado por el fenómeno del niño, que suele traer consigo altas temperaturas. Sin embargo, Misiones no está entre las zonas más afectadas, ya que se espera un calor más intenso en el norte», señaló.

A pesar de esta situación, se espera que las temperaturas desciendan hacia el final de la semana, alcanzando máximas de alrededor de 33°C, que si bien es alta, se aleja de los 40°C previstos para los siguientes días.

En cuanto a la frecuencia de las olas de calor, señalan que se observa un aumento en los últimos años. Cada verano, se registra una tendencia creciente en la cantidad de olas de calor, con episodios tempranos o tardíos más frecuentes. El año pasado fue un ejemplo extremo, con más de diez olas de calor en Argentina que se extendieron desde noviembre hasta marzo. Sin embargo, este año es diferente, con menos eventos registrados debido a un fenómeno climático específico, el Niño.

“El cambio climático influye en que los fenómenos se presenten cada vez más intensos”, remarcó.

Las olas de calor tienden a ser más intensas con el tiempo, debido al calentamiento global. Esto significa que la atmósfera requiere menos energía para alcanzar temperaturas extremas como los 40 grados, en comparación con décadas pasadas.

En este marco, Fernández Cata también destacó el desafío que representa el cambio climático, que altera la atmósfera y dificulta la precisión de los pronósticos a largo plazo. «La certeza de los pronósticos disminuye significativamente más allá de las 72 horas», agregó.

Argentina se enfrenta a otra semana de altas temperaturas, mientras el cambio climático y la influencia de fenómenos como el Niño continúan aumentan la frecuencia e intensidad de las olas de calor en la región.

 

Cómo protegerse del calor

 

Con la llegada de una ola de calor persistente, es crucial que la población esté consciente del riesgo asociado con el golpe de calor, un estado potencialmente peligroso que puede surgir como resultado de la exposición prolongada a altas temperaturas.

El golpe de calor es una condición seria que ocurre cuando la temperatura corporal aumenta rápidamente y no puede ser regulada eficazmente. Este fenómeno puede ser desencadenado por diversas causas, siendo la exposición prolongada a temperaturas extremas una de las más comunes. Asimismo, el ejercicio físico intenso realizado durante una ola de calor puede aumentar el riesgo de sufrir un golpe de calor.

Factores como el uso de ropa excesiva y la falta de hidratación adecuada también pueden contribuir significativamente a la aparición de esta condición. Por lo tanto, es fundamental que las personas tomen medidas preventivas para protegerse a sí mismas y a sus seres queridos durante períodos de altas temperaturas.

Entre las precauciones clave se incluyen vestirse de manera apropiada, optando por ropa ligera y transpirable que permita la circulación del aire y evite el sobrecalentamiento del cuerpo. Además, mantenerse bien hidratado es esencial. Se recomienda beber abundante agua y líquidos frescos a lo largo del día, incluso si no se siente sed.

Es importante limitar la exposición al sol durante las horas más calurosas del día, buscando refugio en lugares frescos y sombreados siempre que sea posible. Aquellas personas que necesiten realizar actividades al aire libre deben tomar descansos frecuentes y buscar resguardarse del calor en áreas con aire acondicionado o ventilación adecuada.

Es esencial conocer sobre los síntomas del golpe de calor, que pueden incluir mareos, confusión, piel enrojecida y caliente, pulso rápido y superficial, así como dolor de cabeza y náuseas. Si se presentan estos síntomas, es fundamental buscar atención médica de inmediato y tomar medidas para refrescarse, como aplicar compresas frías y descansar en un lugar fresco.

spot_img

Temas relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

ULTIMAS NOTICIAS

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img